El Cabildo lleva a cabo un programa contra el acoso escolar

La consejera de Educación, Paula Corujo, afirma que ‘el proyecto Amalgama está dirigido a más de 1800 escolares con el objetivo de prevenir estas situaciones en el entorno educativo’

El Cabildo de Lanzarote, a través de la consejería de Juventud que dirige Paula Corujo, lleva a cabo el Programa de Educación en Valores Y Prevención del Acoso Escolar en el Entorno Educativo, Amalgama dirigido a más de 1800 escolares.

Paula Corujo comprobó el desarrollo del programa participando en una de los sesiones que se realizó ayer en el IES de Tías. “El objetivo del programa es contribuir a la lucha contra el acoso en el entorno educativo, ya que según las estadísticas, Canarias se encuentra en la cuarta posición en cuanto a la mayor incidencia de casos relacionados con dicha problemática, siendo el grupo de edades comprendidas entre los 12 y 14 años, donde se localiza un mayor número de situaciones de acoso escolar, hecho que nos supone encontrarnos ante datos bastante preocupantes”.

El Servicio de Juventud del Cabildo, con la colaboración de los centros educativos de educación secundaria de la isla, desarrollan las sesiones formativas preventivas sobre dicha temática, dentro del programa Amalgama. “Se trata de la séptima edición y se imparten a más de 1.800 alumnos y alumnas de 1º de la E.S.O.”, añade Corujo.

Para este curso se ha implementado el contenido de dicho programa, con la finalidad de que ese tipo de situaciones, ya sean de maltrato psicológico, verbal o físico, se afronten de la manera más asertiva posible.

REFERENTES DE CONDUCTA.- Los profesionales, en las sesiones formativas aportan al alumnado referentes internos de conducta. Llevando a cabo esas acciones de concienciación desde edades muy tempranas, se pretende que desde el propio alumnado detecten las actitudes incorrectas y las intenten suprimir, interviniendo si fuese necesario en situaciones donde sean otras personas las afectadas.

El planteamiento de las sesiones con el alumnado se basa en cuestionarios de conocimientos previos sobre sus propias vivencias, exposición de las diferentes destrezas sociales, pertinentes en cada apartado, dinámica de grupo o vídeos en los que se plantea el caso de una problemática, presentación de las diferentes herramientas para solucionar el conflicto, dar a conocer las técnicas de relajación como ayuda a calmar los nervios, y priorizar sobre su importancia.